CIDH

Comunicado de Prensa

CIDH condena asesinato de dirigente opositor en Venezuela

16 de mayo de 2016

   Datos de contacto

María Isabel Rivero
Oficina de Prensa y Comunicación de la CIDH
Tel: +1 (202) 370-9001
mrivero@oas.org

   Más sobre la CIDH
A+ A-

Washington, DC  - La Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) condena el asesinato de Germán Mavare, dirigente político y secretario de participación popular del partido opositor Un Nuevo Tiempo, en Venezuela. Asimismo, la CIDH expresa su profunda preocupación ante los ataques y actos de hostigamiento contra las personas que participan en marchas y otros actos de protesta.

Según información de público conocimiento, Germán Mavare recibió un disparo en la cabeza el 5 de mayo de 2016 en el estado Lara, cuando se encontraba repartiendo invitaciones para asistir a un acto político en Barquisimeto donde hablaría el presidente del partido Un Nuevo Tiempo y primer vicepresidente de la Asamblea Nacional de Venezuela, Enrique Márquez. Germán Mavare habría muerto tras ser trasladado a un centro de salud, según declaró a la prensa Guillermo Palacios, diputado del Parlamento Latinoamericano, quien señaló que Germán Mavare había recibido amenazas de muerte anteriormente.

La CIDH toma nota de que según información publicada en los medios, la Fiscalía General de Venezuela habría abierto una investigación. En este sentido, la CIDH llama al Estado a conducir esta investigación con apego al debido proceso hasta esclarecer los hechos y procesar y sancionar a los responsables materiales y, si los hubiere, intelectuales.

Por otra parte, la CIDH expresa profunda preocupación ante las agresiones y actos de violencia que se han registrado contra manifestantes en el marco de las protestas que tienen lugar en el país. Desde fines de abril se registraron en Venezuela marchas en protesta contra el deterioro en el acceso a derechos tales como acceso al agua, alimentación y salud. En este contexto, el 29 de abril de 2016, el secretario ejecutivo de la Mesa de Unidad Democrática (MUD), Jesús Torrealba, denunció haber sido objeto de un ataque a golpes y pedradas cuando lideraba una marcha en Caracas en protesta contra las medidas de cortes de energía eléctrica. La MUD publicó un video del ataque e indicó que los efectivos de la Policía Nacional Bolivariana presentes en el lugar no habrían actuado para poner fin al mismo. Según se reportó en medios de comunicación, el Secretario de Seguridad y Orden Público de la Gobernación del Estado Zulia advirtió: “en lo que veamos que las protestas se conviertan en algo político, usaremos la fuerza contra la manifestación”.

La CIDH hace un firme llamado al Estado para que adopte medidas urgentes a fin de garantizar que el derecho de asociación y libertad de expresión pueda ejercerse en Venezuela libre de violencia y hostigamiento. Los Estados tienen obligaciones positivas de garantizar el derecho a libertad de expresión y de reunión pacífica. En tal sentido, la actuación de las fuerzas de seguridad en situaciones de protesta debe tener como objetivo principal su facilitación. De allí se deriva que los operativos policiales en el contexto de protestas deben orientarse, como regla general, a la garantía del ejercicio de este derecho y a la protección de los manifestantes y de los terceros presentes.

Adicionalmente, la CIDH ha recibido información consistente que indica que en las últimas semanas se registraron varias agresiones contra periodistas que cubrían manifestaciones y actividades de dirigentes sociales y políticos frente al Consejo Nacional Electoral. De acuerdo a la información disponible, los agresores habrían sido identificados como simpatizantes del oficialismo y elementos de seguridad del Estado. En al menos dos de estas ocasiones la Guardia Nacional Bolivariana (GNB) y la policía habría retirado los dispositivos que contenían el material grabado o fotografiado por los comunicadores, según reportaron organizaciones no gubernamentales y medios digitales. La CIDH recuerda que el Estado tiene el deber de garantizar que periodistas y comunicadores que se encuentran realizando su labor en el marco de manifestaciones públicas y situaciones de interés público, no sean detenidos, agredidos, ni su material destruido ni confiscado.

La Comisión Interamericana de Derechos Humanos llama al Estado de Venezuela a garantizar un clima de libertad y seguridad para todas las personas que habitan en el país, como parte de su derecho a vivir en una democracia respetuosa del Estado de Derecho y con plena vigencia de los derechos humanos.

La CIDH es un órgano principal y autónomo de la Organización de los Estados Americanos (OEA), cuyo mandato surge de la Carta de la OEA y de la Convención Americana sobre Derechos Humanos. La Comisión Interamericana tiene el mandato de promover la observancia de los derechos humanos en la región y actúa como órgano consultivo de la OEA en la materia. La CIDH está integrada por siete miembros independientes que son elegidos por la Asamblea General de la OEA a título personal, y no representan sus países de origen o residencia.

No. 066/16