Discursos y otros documentos del Secretario General

SESIN EXTRAORDINARIA DEL CONSEJO PERMANENTE DE LA OEA SOBRE LA SITUACIN EN NICARAGUA

25 de noviembre de 2019 - Washington, DC

Gracias Señor Presidente,

Saludamos el informe de la Comisión para Nicaragua, así como reconocemos la invitación que se nos realizara para participar de la misma.

Nuevamente nos encontramos frente a un informe que, como tantos anteriores, describe un patrón continuo de acciones políticas destinadas a coartar los derechos de los ciudadanos nicaragüenses.

El Gobierno de Nicaragua ha tomado varias medidas que restringen derechos civiles y políticos de sus ciudadanos.
La democracia radica sobre la noción de ciudadanía, y ésta a su vez sólo se construye con derechos.

Por lo tanto, condenamos los últimos hechos de represión y detención de manifestantes reportados en Nicaragua.
Los catorce familiares de madres de presos políticos que están en huelga de hambre en la iglesia de San Miguel, definitivamente, es inadmisible que se les haya cortado la electricidad, que se les haya cortado el agua, que no se les haya permitido acceder a medicamentos y víveres.

Esas personas fueron enviadas ante un juez y hoy se encuentran en la cárcel llamada el Chipote.
Con ello se suman 155 los presos políticos que se reportan desde junio de 2019, luego que se diera por terminado el diálogo en la Mesa de Negociación. Dicha mesa había logrado con éxito la liberación de cientos de presos políticos encarcelados a raíz de los sucesos de abril del 2018.

Han continuado las violaciones a los derechos humanos, como arrestos, detenciones arbitrarias, ejecuciones y otras violaciones de derechos humanos.
El asedio y hostigamiento a los familiares de presos políticos resulta un acto flagrante de vulneración de los derechos de las personas que se expresan pacíficamente. Del mismo modo, la Secretaría General de la OEA rechaza estas acciones improcedentes, abusivas y arbitrarias.

Las autoridades competentes siguen sin tomar medidas conducentes a investigar y prevenir hechos como esos. Continúan las restricciones al derecho de reunión, impidiendo las manifestaciones y protestas pacíficas, coartando los derechos a la libertad de expresión y asociación.

La Secretaría General subraya que los temas acordados en la Mesa de Negociación, y aquellos en los que no se logró llegar a acuerdo, son concordantes con la Carta Democrática y los demás instrumentos jurídicos interamericanos.
El mejor instrumento para resolver la polarización y violencia que sufre el país es tener elecciones libres y transparentes.

La represión nunca es un mecanismo sustentable para un país, significa más pobreza, menos derechos y menos bienestar.
La represión sólo sirve para perpetuar el ciclo de inestabilidad y violencia, dinámicas que se retroalimentan mutuamente.

Es por esto que se tiene que dar un marco para llevar a cabo elecciones libres, justas y transparentes. La Secretaría General -si se da un marco de diálogo y reinstitucionalización que incluya a todos los actores políticos y sociales- continúa abierta a trabajar en un proceso de reformas político-electorales para el restablecimiento de la paz y la democracia en Nicaragua.

Desde la Secretaría General seguimos atentamente todos los acontecimientos en Nicaragua y reiteramos la necesidad del restablecimiento de las libertades civiles y políticas, la paz, la justicia y la reinstitucionalización del país para garantizar la vigencia de la democracia y el Estado de Derecho.

Hechos como los que se vienen dando y los que nos convocan a esta sesión son un retroceso definitivo a la democracia y a las instituciones del país.

Llamamos a la pronta reanudación del diálogo entre los distintos actores de la sociedad. Reiteramos la necesidad de restaurar las libertades civiles y políticas, la paz, la justicia y así poder avanzar hacia la reinstitucionalización democrática del país.

Gracias Señor Presidente.