Discursos y otros documentos del Secretario General

CONSEJO PERMANENTE PARA TRATAR LA SITUACIN DE VENEZUELA-GUYANA

27 de enero de 2021 - Washington, DC

El asunto al que nos convoca el Embajador de Guyana refiere a un caso que está siendo considerado por la Corte Internacional de Justicia y que está en la jurisdicción internacional, por lo que no nos corresponde ningún pronunciamiento sobre el objeto del diferendo.

Señora Presidenta,

Sí, en cambio somos una organización pionera en reconocer como uno de sus principios fundamentales el de la solución pacífica de las controversias entre sus Estados.

Nuestros países han subrayado una y otra vez a lo largo de su historia el respeto a la vía judicial internacional como medio para ello. Somos un continente con una larga tradición de respeto a la competencia de la Corte Internacional de Justicia, a la que hemos reconocido en el Pacto de Bogotá, en numerosos acuerdos, en declaraciones unilaterales, y como consecuencia de mediaciones tanto del Secretario General de la OEA como del de las Naciones Unidas.

En marzo de 2018 Guyana introdujo una instancia ante la Corte Internacional de Justicia sobre la validez del arbitraje de 1899 entre la entonces Guyana británica y Venezuela relativo a la frontera. Años después de este arbitraje, Venezuela cuestionó su validez.

En 1966 el Acuerdo de Ginebra indicó la vía de la solución pacífica, se intentaron varios caminos sin éxito, incluida la constitución de una comisión mixta y en 1982 fue Venezuela quien le solicitó al Secretario General de las Naciones Unidas que proponga un medio pacífico para la solución del diferendo.

Luego del fracaso de varias gestiones de buenos oficios, el Secretario General propuso el camino del recurso a la Corte Internacional de Justicia, lo que reiteró en enero de 2018.

Tras este anuncio, Guyana llevó el caso a la Corte en marzo de 2018. Las autoridades de facto de Venezuela han decidido no participar del proceso, el que sin ellos y pese a ellos, seguirá adelante.
La Corte, en su fallo del 18 de diciembre de 2020 afirmó su competencia para entender de este diferendo. Ahora pasará a considerar el fondo del asunto. Pero señaló que la no participación de una de las partes es negativa para la buena administración de justicia.

Los pueblos americanos no merecen que sus intereses sean una vez más descuidados o queden indefensos por capricho de autoridades ilegítimas.

Este es un asunto que nos afecta a todos como región respetuosa de los medios pacíficos que nos da el derecho internacional. Es este un asunto que ha recorrido más de un siglo de la historia de los pueblos de Guyana y de Venezuela y que debe, de una vez por todas, ser resuelto.

Confiamos en que la justicia internacional velará por ellos, pese a los que hoy usurparon el poder en Venezuela y se adjudican su representación para negarles este derecho.

Explicar el absurdo de tener un Poder Ejecutivo ilegítimo destrozando un país y burlándose de los mecanismos internacionales para para resolver disputas, sinceramente, es muy difícil.

Sí, debemos decirlo: cualquier acto unilateral, sea un decreto o sea tomar veleros en la zona económica exclusiva, no es la manera de resolver. El respeto a la integridad territorial pasa por el respeto de los mecanismos internacionales para resolver disputas y en ese sentido nuestro reconocimiento a Guyana por apostar a este camino y buscar las soluciones por el camino internacional.

Muchas gracias señora Presidenta